El milagro de Instagram

Por Fraile y Blanco

¿Cómo se explica que una start up con poco más de un año de vida y sin apenas ningún tipo de ingreso publicitario se venda por mil millones de dólares? La corta e intensa vida de la reina de las aplicaciones fotográficas está marcada por lo llamativo de sus cifras. Dos fundadores, trece empleados y más de 30 millones de usuarios en su primer año de vida en la App Store de Apple.

Cuando parecía que su estreno en Android iba a centrar la actualidad de los próximos meses, la repentina compra de Instagram por parte de Facebook por 1.000 millones de dólares ha robado protagonismo a otro de los hitos de la joven compañía: conseguir más de un millón de usuarios diarios desde su estreno en la plataforma móvil de Google. Un hecho que basta para explicar el fuerte desembolso realizado por la principal red social del planeta a escasos dos meses de su estreno en bolsa.

En Fraile y Blanco empezamos a utilizar Instagram el año pasado, convencidos de que es un canal original y humano para mostrar lo que hacemos tanto a nuestros amigos y conocidos como a quienes tengan curiosidad o interés por las diferentes caras de nuestra actividad. Esa es sin duda una de las grandes ventajas de Instagram: su versatilidad para retratar todo tipo de situaciones, y el centrar su mensaje en el potencial de la imagen. Y si a eso se le suma la posibilidad de conocer a gente muy interesante y de seguir la andanzas de amigos, colaboradores, partners… lo de Instagram es caso cerrado. Queda por ver cómo se va a producir la intervención de Facebook en la gestión de Instagram, pero Zuckerberg ya se ha apresurado a afirmar que pretenden mantener la independencia de la aplicación dentro de la compañía.

Desde nuestro punto de vista, Instagram es un gran ejemplo de cómo lo social y lo tecnológico van cada vez más de la mano. Precisamente por eso, esta red ha conseguido convertirse en un referente dentro del marketing digital: por su capacidad para ejercer de puente entre la cara más humana de los consumidores y de las marcas, muchas de las cuales ya incluyen Instagram como un canal fundamental dentro de su estrategia comunicativa.

Tras más de seis meses utilizando Instagram para contar lo que vamos haciendo y viviendo podemos decir que la experiencia es muy recomendable. Nuestro usuario en IG es @fraileyblanco, y estaremos encantados de contactar con todos los nuevos y viejos “instagrameros” que os animéis a visitarnos.

Como decía no sabemos quién… “Que la fotografía te acompañe”.

 

Copyright © 2010 Blog Fraile y Blanco. All rights reserved.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.