Archivos Mensuales: Septiembre 2013

Los retos de innovar dentro de la organización

“El que tiene imaginación, con qué facilidad saca de la nada un mundo”. Gustavo Adolfo Bécquer.

Innovar es una palabra que muchas veces asociamos con crear algo que genera éxito de manera inmediata. Pero, también significa que podemos añadir creatividad a algo ya existente. Para una empresa u organización, representa la creación de productos diferenciados que trae como resultado una mayor eficacia, y como consecuencia una mejor experiencia del usuario o consumidor final. Pero, para innovar también tenemos que correr riesgos los cuales forman parte de esta cultura.

La innovación también se aplica a los modelos de negocio, redes, sistemas, procesos, servicios, canales, las experiencias de los clientes y mucho más. Por lo que no sólo es tarea de algunas personas en concreto. Cualquiera dentro de la organización tiene la oportunidad, la capacidad y la obligación de crear nuevas ideas.

El desafío para los líderes es encontrar la combinación correcta de hacer las mismas cosas una y otra vez frente a hacer las cosas de nuevas maneras. La solución es admitir esta tensión natural entre la eficiencia y la eficacia, y por otra parte aprender a activar tanto el pensamiento organizacional como el pensamiento de innovación, según sea necesario.

Si queremos fomentar la innovación en nuestro entorno, debemos estar abiertos cada vez que alguien ofrece una idea por más extraña que parezca, comenzando por buscar el valor en cada una de ellas. Creemos el hábito de buscar algo positivo en cada iniciativa para que una vez que se haya convivido con ella durante un tiempo, aseguremos que la idea podrá empezar a verse bien.

Correr riesgos ahora, significa que en el futuro obtendremos el éxito, bien sea aprendiendo del fracaso y tomando más energía para seguir adelante, o dando en el blanco con una idea acertada y precisa, que madurada en el tiempo resulte completamente innovadora.

Te invitamos a innovar, a fomentar esta cultura como una actitud mental, con la que seguramente crearás ideas que aportarán valor en la organización. ¡Inténtalo!

Mentes creativas: ¿nacen o se hacen?

Nuestra mente no es una máquina como cualquier otra, tiene diversas e increíbles funciones, la utilizamos principalmente para pensar. Pensamos en la vida cotidiana, tal como ir a trabajar o simplemente despertarnos por la mañana. Más allá de eso, este increíble artefacto nos permite reflexionar, emocionarnos, memorizar, pero sobretodo nos sirve para ser creativos.

Sin embargo, cuando entramos en la búsqueda de mentes creativas, a modo de inspiración, se nos viene a la cabeza creadores de grandes tecnologías como Steve Jobs, fundador de Apple, el hombre que revolucionó el sector de los negocios en el mundo informático y de la industria del entretenimiento estadounidense, quizás la creatividad hecha hombre… y cuando pensamos en eso, tal vez creamos paradigmas que nos llevan a evaluar que nuestro cerebro no es capaz llegar a ese punto. Sentimos decirte que esta vez estás equivocado.

La mente humana es capaz de llegar a niveles insospechados, y activar nuestra parte creativa es más fácil de lo que imaginamos. Sólo debes ser tu mismo, designar un tiempo en el día a día y detenerte a pensar, comenzando sólo con diez minutos al día, y aumentándolo a medida que te sientas más cómodo. Recuerda que estos pensamientos deben ser positivos para que atraigas la interacción con otras mentes que te ayuden a incentivar la tuya propia.

Recuerda que la creatividad debe bajarse a la tierra y hacerla posible. Las ideas caducan, hay que hacer algo con ellas.

Steve Jobs poseía una mente creativa como la puedes desarrollar tu mismo en el ámbito en el que desees ponerla en práctica.

“Tu tiempo es limitado, así que no lo malgastes viviendo la vida de otra persona. No dejes que el ruido de las opiniones de otros apague tu propia voz interior.”

Cómo afrontar positivamente la vuelta al trabajo

Después de unas merecidas vacaciones, la adaptación al mundo laboral puede tornarse cuesta arriba. Sin embargo, desde Fraile y Blanco, tenemos algunos consejos que te ayudarán a que la vuelta al trabajo se convierta en una experiencia ideal.

– Mantener una actitud positiva. Controla el estrés y las tensiones del día a día, mejora el autoestima laboral y arroja resultados satisfactorios en poco tiempo. Un buen día siempre comienza con el hábito de pensar que lograremos todas nuestras metas. Recuerda que siempre hay una solución, sólo debes mantener la calma y buscar las salidas más idóneas.

– Organizar las tareas. Siempre será más fácil con la ayuda de una agenda o un dispositivo móvil que recuerde con suficiente antelación las actividades que debemos llevar a cabo. Haz una lista de prioridades con pautas de funcionamiento, sé lógico a la hora de plantear los tiempos de entrega. Los pausas también son tomadas en cuenta, estará bien desconectar por periodos cortos y darle descanso a nuestra mente. La reincorporación debe ser gradual.

– Aliméntate sanamente. Una dieta balanceada es una fuente de nutrientes que se convierte en la energía que necesitarás para estar activo durante la jornada. El agua es vital para sentirte bien, aunque recuerda que no debes tomarla en exceso, sólo mantente hidratado. Una fruta a media mañana o una merienda por la tarde sienta fenomenal y disminuye la ansiedad entre comidas.

– Duerme lo suficiente. Para ser efectivos durante el día tenemos que descansar lo suficiente durante la noche. Algunos especialistas recomiendan dormir de 6 a 8 horas, sin embargo, cada persona es diferente. Descubre cuánto tiempo necesita tu cuerpo para recuperar energías e intenta cumplir con ello.

– Aprovecha el tiempo libre. Al salir del trabajo, realiza actividades que no estén relacionadas con el trabajo, como hacer ejercicios, salir con amigos, disfrutar en familia o ver una buena película. Intenta hacerlo diariamente. Estos momentos hacen la diferencia entre la vida laboral de la personal y así sentir que no vives sólo para trabajar.

Recuerda que los resultados laborales son el reflejo de tu actitud y estilo de vida. Sabemos que eres audaz y que estos consejos que te hemos dado ya los conocías, sin embargo, reforzarlos te ayudará a retomar las actividades laborales con una adaptación más llevadera.

Copyright © 2010 Blog Fraile y Blanco. All rights reserved.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.